¿Qué lecciones aporta Bruce Lee a tu negocio?

Si hay alguien que vivió persiguiendo la perfección, ese fue Lee Jun-Fan, a quien todos conocimos como Bruce Lee (1940–1973), un verdadero maestro de la actitud. Dedicó su vida a las artes marciales, desentrañando la verdad, fue actor, cineasta, filósofo y escritor estadounidense de origen chino, su búsqueda llegó a tal punto que se planteó crear su propio método de combate, el  Jeet Kune Do.

Este ícono de la historia, seleccionado por la revista Time como uno de los cien hombres más influyentes del siglo XX, demostró la fuerza que tiene para cada ser humano el autocontrol mental y la fuerza de voluntad. Superó graves lesiones físicas, que en algún momento le impidieron caminar y practicar sus artes marciales, pero su voluntad se impuso a la razón, y lo logró.

1. Da lo mejor de ti para provocar el resultado que buscas. Bruce Lee señalaba que, muchas personas suelen centrarse tanto en la importancia de obtener un resultado favorable, que se olvidan de dar lo mejor de sí mismos para provocar ese fruto. Sé disciplinado en tu rutina, aprende a concentrarte en una tarea a la vez, y atiende plenamente esa faena. No te distraigas viendo tu correo electrónico, o consultando las redes sociales a cada momento del día, coloca un horario para estas actividades. Recuerda que cuando pretendes hacer varias cosas al mismo tiempo, como contestar una llamada, leer un informe, atender un cliente, tú mismo estás escamoteando tu productividad.

2. Elige ser positivo. “Elige ser positivo, pues tú eres el dueño de tu actitud, y el optimismo es quien te conduce hacia el éxito”, dice Lee. Como emprendedor tienes el poder de la elección, tú te conviertes en maestro de tu actitud, por ende, en tus manos está elegir ser optimista y constructivo como modo de vida y así encaminarte con paso firme al éxito, o elegir el pesimismo y lo negativo, que es igual a vivir bajo la sombra del fracaso.

3. Aprende a sentirte cómodo en la incomodidad. En palabras de Bruce Lee, elige ser el agua, decía el maestro: “Si pones agua en una taza se convierte en la taza. Si pones agua en una botella se convierte en la botella. Sé agua, amigo mío”. En un mundo tan cambiante y dinámico como el de hoy, se impone ser flexible y saber adaptarse a los cambios. El cambio es lo único seguro, de allí que desarrollar la capacidad de cambiar se puede convertir en tu mejor arma.

4. Aprende de los errores. La vida es un constante aprendizaje. A veces, las cosas tienen que ir mal para que puedan ir bien, y así lo reflexionaba Bruce Lee, hombre competitivo por naturaleza. Nadie tiene el poder de borrar el pasado, pero sí la posibilidad de aprender de ello, y seguir adelante. Dicen que la vida es una calle con un solo sentido, pues te invito a avanzar.

5. Sé persistente. En tus manos está cómo decides enfrentar la vida. Sobre este punto, Bruce Lee decía: “No reces por una vida sencilla, reza por la fortaleza de resistir una vida difícil”. No puedes ir por el camino esquivando los problemas, ten presente que  cuando decides enfrentarlos y vencerlos ganas conocimiento y experiencia, y son estos los recursos que necesitas para hacer los problemas menos significativos.

El secreto del éxito de Bruce Lee fue levantarse todas las veces que cayó y aprender de ello. Una vez dijo: “Esperar que la vida te trate bien por ser buena persona, es como esperar que un tigre no te ataque por ser vegetariano”. Así que, levántate ante cada golpe que te da la vida y vuelve a la carga. Solo así conocerás el éxito.

Bruce Lee, un ícono de nuestra era, tuvo una vida fascinante y hoy nos deja lecciones también fascinantes y valiosas. Y tú, ¿qué otras lecciones has hallado sobre su vida que puedas compartir y aplicar en tu negocio? Hazme llegar tus comentarios.

Tu Coach, Rafael García

Leave A Comment

Abrir chat
¿Hablamos?
Powered by